Ir al contenido principal

Enojada con Vos...


Hoy fue uno de esos días en que me sentí enojada contigo...

Todos los días hablamos, y aunque en la mañana te saludé y te di las gracias, casi al final del día la impotencia se apoderó de mi alma imperfecta y la ensombreció a tal grado que durante todo el camino de regreso ni siquiera te dirigí la palabra ya.

Hoy tenía muchas ganas de verte, de encontrarme con un ángel en un disfraz de humano, moría por encontrar alguna de tus señales, y si la pusiste en algún punto de mi camino, toda la bola de problemas, sentimientos oscuros, miedos y sombríos pensamientos tal vez impidieron que la pudiera ver.

Llevo tanto tiempo pidiéndote un abrazo, deseando aprender el camino para llegar a ser luz en la vida de alguien, amando con todo el corazón y soñando despierta, pero hoy fue uno de esos días en que los trocitos de fe se agotaron y la esperanza se salió de uno de mis bolsillos rotos.

Yo sé que siempre estás ahí, y que cuando no me respondes no es porque no quieras hacerlo, es simplemente que tal vez yo no esté preparada aún para tus respuestas, pero entiende también que no soy tan fuerte, que no siempre puedo sola y que a pesar de que sé que siempre me acompañas, hay días en que me gustaría y necesito tanto verte de cerca.

Fue un día pesado, traté de pedir disculpas, de esforzarme más para intentar encontrarle una solución todos los problemas que ya se me escaparon de las manos y me están asfixiando... Intenté también desde el alma, corregir un error que cometí, y por ende, reparar el daño que le hice a alguien... Pero no lo logré...

Por si todo esto fuera poco, en el camino de regreso a casa, por una avenida importante, me encontré con un cachorro que había sido atropellado y estaba aún vivo tirado en la calle...
Me sentí tan miserable por dentro, porque ni siquiera pude detenerme para ayudarlo, y ni en mis manos ni en mis bolsillos estaba la capacidad para convertirme por un instante en un ángel para él.

Intento e intento todos los días ser una mejor persona, pero hoy me ganaron mis demonios internos, los celos, las dudas y los miedos se quedaron durante todo el día junto a mi.

No ha habido un sólo día en que no te pregunte: ¿Qué es lo que quieres que yo haga?... Hoy caigo en la cuenta que tal vez es demasiada arrogancia y pretensión querer ser una especie de "ayudante" en asuntos que sólo está en ti y en tus tiempos perfectos resolver...

No sé que tan bueno o malo sera enojarse contigo... Supongo que no soy la única, supongo que te entristece cuando alguien en ti no confía y se desmorona dentro de su alma la palabra "FÉ".

Hoy es uno de esos días en que me siento enojada con vos y me siento mal porque no sé como remediarlo... Aún así, esta noche, cuando cierre los ojos al mundo real, de seguro te iré a buscar en sueños y te pediré que me perdones por ser tan tonta y tan frágil... Por no confiar en ti como debería y te pediré que te quedes a mi lado hasta que pueda dormir y todo lo negativo se difumine... Tú sabes mejor que nadie lo que soy y lo que llevo dentro... No soy una mala persona, sólo un ser humano imperfecto y quizá cuando amanezca volveré a pedirte que me ayudes y me acompañes una vez más.

Hay cosas que yo no entiendo, pero hoy estoy cansada, ya no quiero pensar, ya no quiero sentir...

Mañana será otro día.

Comentarios

Sergio dijo…
Mi querida amiga, días así son muy frecuentes en nuestras vidas, reclamamos y renegamos de los que nos pasa, es humano, pero no hay que perder la fe, Él sabe lo que hace con nosotros, estamos a su servicio.

Piensa que eres una persona muy importante para Él y que siempre está al pendiente de ti y de todos.
Ruego a Él porque esté junto a ti y te cuide, como a una hija predilecta a quien quiero tanto.

Un abrazo con amor
Anónimo dijo…
Entiendo perfectamente ese sentimiento,ojala y Dios nos aguante con el buzon de quejas y sujerencias :(( Han sido dias dificiles pero contar con tu espacio y visitarlo para cargarme de cosas lindas e inspiracion ya lo considero yo como una bendicion y señal de el para decirme que aun existen personas como tu con una Luz magica y especial ...Gracias x existir Martita!! Un saludo grande desde piedra Chica :)) hoy toca ponerme al dia con tu blog,voy muy atrasada jejeje