Ir al contenido principal

Pausa en el presente...


Llevo ya algún tiempo escribiendo aquí... Había pensado en ello, pero como esa serie de pensamientos fugaces que de pronto te vienen a la cabeza y así como llegan se difuminan cuando las cosas del mundo cotidiano te distraen.

Este blog hace bastante que dejó de ser "secreto" como yo creía que era. La verdad nunca me interesó mucho si alguien venía o no a leerlo, puesto que finalmente la intención al crearlo fue muy distinta: expresar todo lo que hablando no podía. Hoy agradezco a cada una de las personas que vienen seguido o a las que de pronto, (aunque sea una sola) vez llegan hasta aquí.

Las Páginas Sueltas y de Colores han existido durante poco más de diez años; y justo hoy que he caído en la cuenta del tiempo que llevo publicando escritos en este espacio, me siento como si hubiese viajado en una máquina del tiempo, quizá proyectándome del año 2005 al futuro, para llegar de nuevo al mismo lugar donde he empezado y encontrar que sigo estando donde mismo, en la misma casa, en la misma habitación, pero quizá siendo yo y al mismo tiempo alguien diferente.

Para el momento de este reencuentro, estoy ya a punto de cumplir en unos días 42 años... Toda una vida o un lapso apenas muy breve -según desde la perspectiva en que se mire- La verdad yo no me inclino hacia ningún lado, tan sólo siento que esta es la etapa en que me he sentido más a gusto con lo que soy y lo que siento; mientras que por dentro, es cuando más segura he estado de lo que quiero y lo que no.

Si coloco en una balanza todo cuanto ha sucedido, lo primero que diría es que por mi vida hay gente que ha llegado y otra que se ha ido. Están también quienes a pesar de que tomaron un rumbo distinto, siguen viviendo de alguna forma muy dentro de mi corazón.

He aprendido mucho en el camino, pero si me preguntaran no sabría definir bien a ciencia cierta cuál es la lección más grande que he recibido hasta ahora. Sigo soñando despierta, pero he dejado de ser ingenua o quizá de creer a "la primera"... Considero que soy buena persona, pero quizá con la diferencia de que soy mucho más cautelosa de lo que antes era y protejo mucho más mi corazón.

En este instante en el que escribo estoy como en una especie de "pausa"... Son apenas las primeras semanas de un año distinto en el que no tengo ni la menor idea hacia donde el viento dirigirá mi brújula. Sueño, sueño con un montón de cosas, pero a veces pienso que todo eso que mi corazón anhela no es precisamente el camino o el destino que para mi se ha trazado... ¿Será diferente mi vida a la del común de las mujeres de mi edad? ¿O será sólo cuestión de tiempo?... Dos preguntas que resuenan en mi alma, mucho más que en mi mente en los instantes en que me quedo a solas, pero que hasta el día de hoy no ha estado en mis manos responder.

Podría escribir tantas líneas para hablar de todo cuanto ha sucedido hasta ahora... Sin embargo hay veces que a pesar de que todo está en continuo movimiento parece que no pasa nada... Personas llegan, algunas situaciones y circunstancias dejan de tener la relevancia que en otro tiempo tenían y a final del día yo sigo siendo la misma persona, y vuelvo de nuevo hasta aquí.

Eso es a lo que yo llamo una pausa en el presente... Detengo mi camino por un instante, por una décima de segundo, para hacerme la idea imaginaria de que las manecillas del reloj es posible detenerlas, para así tomarme el tiempo de mirar mis manos, mirar mi alma, tocar los pliegues que han comenzado a marcarse en trono a mis ojos, dejándome a cambio imágenes hermosas y también la fascinación por las cosas más sencillas de la vida que le dan sentido a esta existencia para la que no parece haber todavía un propósito concreto...

Así es como  me veo, así es como me siento... No soy perfecta, pero soy yo misma, y eso me costó una parte significativa de mi tiempo adquirirlo y comprenderlo. Quizá por eso lo valoro mucho más.

La verdad no sé cuántas veces se me permitirá tomar este respiro, hacer esta pausa... Bajar un poco la velocidad con que me transporta la vida. Supongo que llegará un punto en el que no podré hacerlo ya, y quien volverá a través de mis letras hasta el lugar donde inicié sea únicamente quien lea lo que escribí... Pero bueno, eso, al igual que todo lo que ha pasado ya es irrelevante... Lo que cuenta es este momento, el presente, que es igual de fugaz que el tiempo, pero hoy me ha servido como una especie de conexión entre lo que pasa a mi alrededor y lo que llevo en mi interior.

Gracias por eso. Gracias a ti, por dejarme seguir aquí.

Comentarios

Anónimo dijo…
Increíble, tus escritos me despejan del lugar donde me encuentro para transformarlo en un lugar de fantasía.
Gracias

Entradas más populares de este blog

La primer vuelta alrededor del sol.

Hoy, completaste la primer vuelta alrededor del sol... Después de más de 300 días con cada una de sus muy distintas noches, volvemos a encontrarnos en el punto donde mientras yo te escribía la primer carta, tu mamá pasó toda una madrugada esperando que llegaras aquí.
Para ti, era el inicio de un camino, para nosotros un lugar donde detener en forma momentánea la marcha para esperarte. Tu viaje había comenzado desde mucho antes, tus días se empezaron a contar a partir de una llamada y un pedazo de papel; que más allá de ser el pase de abordar hacia la vida, tú lo convertiste para muchos en una hermosa manera de mirar hacia el futuro.
De la última vez que te escribí, a hoy, han pasado muchas cosas en el mundo: Transbordadores espaciales que vuelven a la tierra (después de tanto tiempo de estar flotando en el espacio); un país que se cree "guardián del mundo", atrapó después de tanto tiempo a un villano que vivía en el desierto; para luego tirarlo al mar... Pero bueno, todas esas…

"Te Presento a Laura".

"La vida es todo eso que pasa mientras estamos preocupados por algo más". Fotos: Cine Premiere-Selva Pictures-Bazooka Films
“Te presento a Laura” es una de esas tantas películas mexicanas que debido al eterno problema de la distribución me había quedado con ganas de ver.
Después de poco más de 1 año en que ya había perdido la esperanza, la pude ver gracias una persona a quien quiero mucho y me dio mucha risa que ese día me dijo: “esa película es una sucursal de todas las cosas que te gustan”,y ahí  comprobé una vez más lo bien que me conoce porque ¡Tenía razón!
Desde antes de verla yo sabía ya que el guión era de Martha Higareda, y por esa razón tenía mis reservas respecto a emitir una opinión antes de verla, pero creo que si superó por mucho mis expectativas porque la película ¡me encantó!
“Te presento a Laura” es una historia que quizá a las personas que viven inmersas por completo en la realidad les podrá parecer rara, irreal, o hasta cursi y predecible (como la catalogaron l…

¿Nos Tomamos un Café?

Esta es la primera vez que termino de leer un libro y no sé ni cómo empezar a reseñarlo porque son muchas las cosas que tengo que decir acerca del mismo. Para empezar el chavo que lo escribió es alguien a quien admiro mucho; de quien lo más seguro es que siga hablando en el blog más adelante (como siempre lo hago con la poca gente que admiro); y pues bueno, aunque yo sabía ya de la existencia de este libro, y suponía que era bueno (viniendo deOdinno se puede esperar menos); la verdad es que todo lo que encontré entre sus páginas superó por mucho mis expectativas.
"¿Nos tomamos un café?", es precisamente eso, sentarte en un momento del día para leer textos que te hacen sentir como si realmente te los estuviera platicando Odín tomándote un café en un lugarcito bien tranquis,como muchos de esos tan padres que existen en el D.F.
Más que un libro que te cuenta una historia, es una especie de anecdotario en el que Odín platica como empezó a escribir, transcribe algunos de los poem…