Ir al contenido principal

Hoy No Me Puedo Levantar: El Musical

Inicio de semana y anoche fuimos a ver "Hoy No Me Puedo Levantar", el musical de Nacho Cano.

El año pasado, navegando en internet, fue como me enteré de la creación y puesta en escena de este musical.

Para todos los que crecimos con la música de Mecano, en cierta forma esto era como el tan anhelado reencuentro con este grupo que como bien sabemos, ya nunca más se va a volver a integrar.

En ese entonces, cuando recién salió el musical, yo veía muy difícil, (por no decir "imposible"), que un montaje de ese tipo pudiera ser presentado aquí en Cd. Juárez. Primero porque no existía un foro y también porque es típico que a Juárez mucha gente todavía lo considere un "pueblo bicicletero" y porque los espectáculos de ese tipo siempre se presentan nada mas en México, D.F., Monterrey y Guadalajara.

El caso es que a poco más de 1 año de que se creó el musical y de que le hicieron algunas adecuaciones para el público mexicano y sumado a que ya existe en esta frontera El Centro Cultural Cívico Paso del Norte, fue posible que todos los que somos amantes del pop y "Ochenteros de Corazón", pudieramos recordar, cantar y envolvernos durante las 3 horas que dura el espectáculo con la magia y la nostalgia que envuelve a este musical.

La última vez que yo fui a este recinto cultural (¡Ay que propia me oí... O mejor dicho me "Leí"), fue el año pasado, para el espectáculo de "Adivinos de Nubes" que se realizó en la explanada, porque en ese entonces el teatro todavía estaba en "obra negra".

Anoche que estuve ahí un ratillo afuera mientras comenzaba la función, quedé gratamente sorprendida y al entrar todavía me causó más alegría el ver como quedó este lugar que estuvo durante muchos años en "ruinas", y hoy está funcionando para beneficio de todos los que vivimos en Juárez.

Volviendo al musical, sólo puedo decir que fuera de las fallas de sonido, a mi me gustó mucho. El elenco está integrado por chavos y chavas muy jóvenes (yo creo que ninguno de ellos sobrepasa los 25 años), pero se nota que hasta los chavos que no tienen ningún papel importante y sólo forman parte del cuadro de bailarines son muy talentosos, ya ni se diga de los muchachos que tienen los roles estelares (entre los que por cierto se encuentra Janeth Chao, una chica que no es muy conocida, pero canta padrísimo, quizá sus logros más notables sean el dueto de "Luna Menguante" que realizó con Benny Ibarra y el ser la compositora del tema del Reality Show de "La Academia").

Yo pensaba que el musical trataba sobre la historia de Mecano, pero no, el musical gira en torno a la vida de Mario, un chavo que empieza a contar que a principios de los 80's su sueño era convertirse en cantante para un día poder interpretar sus propias canciones.

Para esto, se va junto con su amigo Colate a Madrid y tras tocar muchas puertas, finalmente caen en "El Bar 33", donde Venancio, el propietario (y quien por cierto es un gay muy simpático), les ofrece trabajo como meseros.

Ahí conocen al "Chakas" a "Memo" (otro gay, cuyo personaje también es muy divertido), a "Luchita" (la novia del Chakas) y es así como Mario y Colate, forman junto al Chakas y Memo el grupo "Luna" y María (una guapa "bailaora"), se enamora del protagonista.

En torno a las vidas de todos estos personajes y de las circunstancias que van afrontando, como el amor, la fama y la drogadicción, es como van surgiendo las canciones de Mecano (e incluso algunas de los 2 discos como solista de Nacho Cano); y el recorrido a través del tiempo realmente te transporta hasta esa época que resulta tan nostálgica para todos los que hoy tenemos más de 30.

El musical tiene momentos divertidos y también muy dramáticos (de esos que te apachurran el corazón), ya que además de ser un reflejo de como vivía la juventud madrileña en esa época, las canciones y algunas de las situaciones que ahí se exponen a más de uno nos trajeron mil recuerdos...

Mucha gente ha criticado este musical, porque no es Mecano quien lo interpreta (Ana Torroja y Nacho Cano -hasta donde yo se- participaron en una presentación nada más). Mientras que a nivel local, mucha gente expresó inconformidad porque los boletos estaban muy caros y que si no era Mecano, no valía la pena pagar tanto.

En lo personal creo que si lo justifica, porque aunque yo también soy de las que opina que Ana Torroja es la voz de Mecano, el montaje está súper bien hecho, todos los chavos que participan en el musical son artistas muy completos y el precio del boleto queda justificado si nos ponemos a pensar que es una inversión muy fuerte el traer un espectáculo de ese tipo a una ciudad como esta.

Con todo y las fallas técnicas, creo que anoche el público salió muy contento y satisfecho, y pues en lo personal yo estoy contentísima (desde el Primer Festival Internacional Chihuahua), que gracias a eso tenemos hoy este teatro, y después porque en "Hoy No Me Puedo Levantar" pude escuchar en vivo casi todas mis canciones favoritas de Mecano (hasta una que yo pensé que no iban a cantar), y porque reafirmo la "genialidad" de Nacho y José María Cano con todas estas canciones que a pesar de que pasen los años, siempre va a existir alguien que las escuche.

Lo que más me gustó fue la manera tan padre como integraron a los músicos en la escenografía y de las rolas... ¡Me gustaron todas!... Aunque si hubiera que elegir me quedaría con la de "Una Rosa Es una Rosa"... Pero ya, ¡Basta!, no quiero alargar más el post y tan sólo puedo decir que si en el lugar en donde viven tienen oportunidad de ver este musical, háganlo, porque en realidad vale mucho la pena.

Comentarios

Ricardo Ortega Gro. dijo…
completamente de acuerdo contigo esta genial la obra yo fuie el martes y no hubo muchas fallas saludos.
Martha dijo…
Ricardo:

No me dejas tu correo electronico para responder a tu mensaje.

Te agradezco la visita y el comentario en el blog y pues han habido muchas opiniones divididas respecto al musical de Nacho Cano, pero yo lo disfrute muchisimo, espero que los problemas tecnicos se hayan solucionado en la funcion de ayer Martes.

Saludos y gracisa por visitar el blog.
Bery dijo…
Ay qué padre!! me hubiera gustado mucho ir. Solamente vi la invitacion que los chavos hicieron antier o no se qué dia en el Canal 2 (antes 56).

Muy padre tu reseña! la verdad no me imaginaba de qué podría tratarse el musical.

Saludos!
Mr. Magoo dijo…
Muy padre resenia, escuche varios comentarios, y esta buenisima. Yo la vi anunciada cuando estaba en el DF y quise ir, pero ni cuando vinieron aqui pude ir, esto es parte de mi calvario, que me he negado a asistir a muchas cosas poniendo pretextos, me pregunto si me estare boicoteando yo mismo de alguna manera. En fin, gracias por compartir esta resenia con tus lectores.
Saludos.
fop dijo…
Breve Crítica sobre "HOY NO ME PUEDO LEVANTAR"

Yo fui a ver este musical, ya que fue recomendadísimo por parte de alguien que supuestamente sabe mucho de teatro, y me estoy dando cuenta que no es tanto lo que sabe, cierta personita, ha visto la obra mas de 7 veces, y me di cuenta por qué.

Éste musical, lo vi en México, para aclarar. No me gustó de nada esta puesta en escena.

No voy a hablar de los actores, no me voy a meter tanto en las cuestiones de actuación, esto de antemano lo tienen ya asegurado, estuvieron bien las actuaciones, movimientos, pesos, etc.

Esta obra se aleja mucho de lo que es la esencia del teatro, cae en exhibicionismos, y muchos. Es patético tener que recurrir a este tipo de cosas para hacer una obra divertida e "interesante". Los besos de hombre a hombre, el agarradero de bubies, la pronunciación de palabras altisonantes, entre otras cosas, denigran al teatro… es más: eso se aleja de lo que verdaderamente es el teatro. Al hacer lo que hicieron, están ensuciando un escenario.

En cuanto a escenografía, dejaron mucho, demasiado que desear. Puesto que no hicieron nada impresionante, fueron muy pobres, pocos y no sorprendentes los elementos que utilizaron en toda la obra.

Las coreografías tenían un casi nulo grado de dificultad, no hicieron nada impresionante ni cosas que exigieran verdadero esfuerzo. Incluso en escenas del montaje, había ausencia de coreografías y los bailarines no hacían nada mas que bailotear por ahí en el escenario. No hicieron nada de verdad.

El vestuario. Estuvo totalmente para llorar, de verdad. Yo entiendo que como fue una obra que contaba sobre temas allegados a la realidad no se prestaba mucho para hacer vestuarios muy llamativos. Pero en las escenas en las que no había una realidad del todo, los vestuarios fueron muy simplones, por ejemplo: En la escena en la cual Colate vuelve del más allá junto con unos cuantos muertos mas (bailarines), los vestuarios no eran más que ropa desgarrada y un maquillaje muy sencillo (patético), o en la escena en la cual Colate se encuentra drogado, los bailarines también usan vestuarios que no son nada fuera de lo común. Y cuando las bailarinas de hawaiano salen a escena… de verdad fue denigrante: ¡Faldas de rafia! ¿Cómo es posible que sobre un escenario de ese calibre existan ese tipo de vestuarios? a éstos vestuarios, no se les puso nada de empeño. Al vestuario de verdad no le pusieron nada, de verdad nada de empeño.

Hablando de hawaianas en el párrafo anterior; eso me lleva a lo demás. La obra en ocasiones se descarrilaba por completo y salía de la trama original. Es decir, de repente, de la nada el escenario se llena de hawaianas que poco tenían que ver con el diálogo que se decía. También algunas, varias de las canciones no tenían mucho que ver con la intención del personaje ni con la trama de lo que se llevaba a cabo.

En cuanto a las telas aéreas, los nudos y enredos que se utilizaron, no son nada difíciles de hacer, ni de practicar. No tuvieron grado de dificultad, ni tampoco utilizaban fuerza corporal para que de verdad fuera difícil para que se viera impresionante el desempeño en las telas.

Los chistes y bromas que se utilizan en la función me parecieron de mal gusto, simples y de poco ingenio. Pudieron haber hecho algo mejor, y las improvisaciones que tuvieron que hacer, me las caché por completo.

Pero, lo que si se tiene que reconocer, fueron las canciones, la música. Ya que Mecano, no llena las voces, todas sus canciones las susurran y no inundan de voz las notas. Pero en la obra, los cantantes si llenaron por completo los micrófonos, y pudieron proyectarle más energía y a las canciones sosas de Mecano.

Yo tengo dos preguntas: ¿Se dieron cuenta que el primer acto fue de desmadre y el segundo para retomar la trama y darle algo de emoción a los personajes? Y la otra: ¿Se dieron cuenta que ésta puesta en escena va dirigida totalmente hacia un público gay? Yo no podía creer lo que se estaba haciendo en escena.

Yo no me divertí, de verdad no me contagié de su energía, de su alegría ni de su tristeza, no hubo de verdad un momento en el que me sentí de verdad dentro de la situación expuesta.

Me defraudaron por completo con ésta puesta en escena.

Gracias.